El próximo paso consistirá en ordenar tu sitio web de tal forma que garantizemos que los motores de búsqueda van a encontrar buen contenido y bien organizado. Lo cual puntúa de forma muy positiva en el ranking de Google. Estableceremos una página principal, categorías, subcategorías, páginas de contenido, blog, entradas… Con ello le faciltiaremos el rastreo a Google y éste nos premiará.