El mercado está cambiando. Eso es algo que quien más y quien menos puede apreciar a simple vista. Pero lejos de lo que puedas pensar, este cambio no es algo que haya surgido de repente, sino que responde a una evolución del estilo de vida de todos y en especial de la forma en que consumimos productos y servicios.

Con la llegada de internet se ha producido una gran transformación. Muchos lo ven como una oportunidad, pero la mayoría de negocios, en especial los que nunca antes han tenido contacto con él, lo ven como todo un reto. Y se sienten muy perdidos.

Si es tu caso, te diría que no te preocupes, es normal. Imagina que de repente toda tu familia y amigos comienzan a hablar en un idioma totalmente nuevo para ti y que es la única forma que tienes de comunicarte con ellos.

Al principio te costará entenderlos, pero apenas aprendas las reglas más básicas, podrás empezar a construir frases, responder preguntas, mantener una conversación…

Esto es lo que te ocurrirá con la transformación digital de la empresa. Al principio te resultará complicado llegar hasta tus clientes en el medio online debido a la falta de conocimientos y estrategias, pero conforme vayas trabajando y entendiendo el funcionamiento de este entorno, te será más sencillo.

Aquí la ayuda de una consultoría estratégica de transformación digital podría ahorrarte mucho tiempo y errores.

De hecho, te aportará soluciones rápidas y eficaces para realizar la adaptación que de otra manera te llevarían a invertir y perder grandes cantidades de tiempo y de dinero. Porque todas las decisiones desacertadas que tomes te llevarán precisamente a ello.

Si nunca antes te has enfrentado a un proceso de cambio tan grande como este y con tanto impacto en tu cuenta de resultados, te animo a que continúes leyendo y descubras qué es la transformación digital y qué beneficios tendría para tu negocio contar con los servicios de una consultoría de este tipo.

 

Si necesitas a consultor digital, ponte en contacto conmigo y hablamos.

Su nombre (requerido)

Su e-mail (requerido)

Asunto

Su mensaje

Transformación digital: Definiciones

Se trata de un término que cada vez está tomando más protagonismo en pymes, empresas y pequeños negocios. Los dueños de los mismos están viendo que más que una opción es una obligación pasar por este proceso.

Sus clientes se han mudado a internet y ellos necesitan entrar en él para poder seguir siendo marcas competitivas y en las que confiar.

Lo que ocurre es que no es una transformación sencilla. Requiere de grandes conocimientos, años de experiencia y entender cómo operan y qué necesitan los negocios para tener una estrategia que genere resultados en internet.

Es ahí cuando aparece la consultoría de transformación digital. Ahora la definiremos en profundidad, pero se puede decir que es el salvavidas de las miles de empresas que hay ahora mismo en el mercado y que se encuentran perdidas en el camino hacia el online. 

A continuación vamos a tratar estos dos temas con más detenimiento. Y vas a poder entender en qué consiste la transformación digital y por qué se hace necesario contar con el apoyo de un consultor externo.

¿En qué consiste la transformación digital?

Hay una idea errónea sobre este asunto que conviene aclarar. Cuando hablamos de transformación digital de pymes, la mayoría de ellas rápidamente piensan en vender en internet. Pero esto es solo uno de los pilares de este proceso.

La transformación digital pasa por digitalizar todas y cada una de las áreas de la empresa. 

Con lo que se hace necesario tener un listado de todos los procesos que se dan en ella para elaborar una hoja de ruta de la transformación digital que la ayude a dejar atrás herramientas y sistemas manuales para pasar a otras digitales con el objetivo de ser más efectivos.

Por ejemplo, algunos de los procesos a digitalizar podrían ser la emisión de facturas, el envío de comunicaciones al cliente o la actualización de documentación.

Sin embargo, las áreas que más atención acaparan son las de marketing, publicidad y ventas. A través de ellas la empresa obtiene más y mejores ingresos, puesto que ve mejorados los procesos que más intervienen en ello.

Estos son: llegar hasta su público objetivo, establecer una relación con él, ganarse su confianza y persuadir hasta cerrar la venta.

Por lo tanto, la transformación digital es una sucesión de pasos por la que cada una de las áreas de una empresa implementa sistemas y herramientas digitales para mejorar la eficacia de sus procesos y resultados.

¿Y qué es la consultoría estratégica de transformación digital?

La mayoría de empresas o pymes que nacieron en un escenario más tradicional se sienten muy perdidas en este proceso de transformación digital.

No saben cuáles son los pasos a seguir, qué decisiones tomar para beneficiar a su negocio, qué tipo de acciones implementar, qué estrategia utilizar… Y eso las lleva a hacer un mal uso de sus recursos y a resultados poco satisfactorios.

La consultoría estratégica de transformación digital es la que se ocupa de que esto no ocurra. 

Su principal objetivo es acompañar a estos empresarios en todo el proceso de digitalización aportando su conocimiento y experiencia en favor del negocio para que pueda ir avanzando en la dirección correcta y obteniendo resultados tanto en el corto como en el largo plazo de las mejoras que está implementando.

El experto que esté al frente de la misma diseñará cada una de las fases de la transformación digital en base a la situación inicial de la empresa, sus particularidades y valores. 

Todo el trabajo que se lleve a cabo debe seguir un mismo rumbo y estar coordinado con todas las acciones que se estén realizando para sumar esfuerzos y conseguir mejores resultados.

Y para ello esta persona pondrá a disposición del negocio una serie de herramientas que servirán para tomar decisiones y señalar el camino a seguir. 

De forma más específica, la consultoría estratégica de transformación digital, pondrá en marcha acciones como estas:

  • Diagnóstico de la situación de partida 
  • Análisis de aquellas inversiones que puedan aportar mayores beneficios a la empresa
  • Examen exhaustivo del ROI de cada inversión antes de llevarla a cabo
  • Investigación del público objetivo del negocio
  • Estudio de informes de la empresa, así como de métricas
  • Comprensión de todos los procesos del negocio
  • Creación de un plan de acción trimestral, semestral o anual
  • Acompañamiento en la ejecución de dicho plan
  • Análisis de resultados y propuestas de mejora

Ventajas de la transformación digital en las empresas

Si todo este proceso que estamos explicando se lleva a cabo correctamente, las empresas irán entrando poco a poco en un nuevo entorno que va a favorecer su continuidad y supervivencia en el mercado.

Esta podría ser la mayor de las ventajas de la transformación digital. Pero no es la única. De hecho a continuación vas a encontrar un listado de los beneficios más destacados que puede obtener un negocio cuando decide pasar por este proceso acompañado de una consultoría estratégica.

Reducción de los costes de la empresa

La transformación digital facilita la operativa de los procesos de un negocio. Y esto normalmente se traduce en menores costes para la empresa.

Por ejemplo, si en lugar de almacenar la documentación en archivadores y estanterías, la guardamos en la nube u otro sistema digital, estaremos ahorrando recursos como papel, tinta de impresora, material para su almacenamiento y también una cantidad de espacio considerable.

Con lo que, en el primer caso, se podría invertir en otros recursos necesarios para la empresa y su mejora, o aumentar el beneficio obtenido a final de año. Y en el segundo, se podría buscar una oficina más pequeña y económica, o incluso prescindir de ella a través del teletrabajo.

Capacidad de aumentar los beneficios

En relación con el punto anterior, la transformación digital a la vez que reduce costes en la empresa, va a aumentar la capacidad de generar beneficios.

Y esto se debe principalmente a dos motivos. El primero podría ser el que acabamos de comentar, ya que a través del ahorro o minimización de costes fijos de la empresa, se pueden obtener mayores beneficios.

Y el segundo está relacionado con la mayor eficacia de los procesos. Puesto que, si de cada uno de ellos se obtienen más y mejores resultados, eso al final se traducirá en un incremento de los beneficios que obtenga la empresa.

Siguiendo con el ejemplo anterior, un cambio en la forma en que se conserva la documentación de la organización, llevaría a un ahorro presupuestario que se podría invertir en contratar a otra persona.

Lo cual reforzaría el equipo de la empresa y ayudaría a tener un mayor rendimiento y por tanto mayores beneficios.

Automatización de procesos

Pasar de procesos manuales a procesos automatizados es uno de los principales objetivos de la transformación digital de la empresa.

Esto siempre va a implicar una optimización y mejora de los mismos y va a tener un impacto significativo en los resultados que se alcancen.

Por ejemplo, solo con el hecho de tener que invertir menos tiempo y personas en el desarrollo de cada uno de ellos, ya es una gran ventaja. Porque tanto el tiempo como el talento de los profesionales del equipo se podrá invertir en otros aspectos más necesarios.

Mejor análisis de datos y mayor control 

Uno de los beneficios que nos deja el punto anterior es el tener un mayor control sobre todo lo que ocurre en la empresa.

Al tener todos los procesos automatizados, es mucho más fácil obtener métricas y datos que nos informen sobre el estado de cada uno de ellos.

Es posible, incluso, automatizar la recogida de estos datos y crear un panel de control desde el que se pueda obtener información de un solo vistazo.

Como consecuencia, la empresa podrá tomar mejores decisiones. Lo cual le ayudará a evitar errores y perder tiempo y dinero en opciones que no aportan valor positivo a la empresa.

Posicionamiento en el mercado y competitividad

Todas las mejoras anteriores al final se van a traducir en una mayor competitividad de la empresa. 

Principalmente debido a que será más eficiente en todos sus procesos, ofrecerá una mejor experiencia de usuario, podrá responder de forma rápida a las variaciones o cambios que se den en su entorno, tendrá una mejor comunicación interna, podrá tomar mejores decisiones en base a unos datos…

Si a esto sumamos las acciones que se lleven a cabo para tener presencia en internet, el negocio no tardará en alcanzar un buen posicionamiento.

Sus productos o servicios serán visibles en la red, tendrán capacidad para llegar hasta su público objetivo y, además, una vez que estas personas pasen a ser clientes disfrutarán de todas las mejoras que ha traído la transformación digital a la empresa.

Ejemplos de transformación digital en empresas

Ya hemos visto que las tendencias del mercado se dirigen hacia la transformación digital. Es por eso, que ya son muchas las grandes empresas que se han animado a dar el paso y están obteniendo resultados.

Ahora es el turno también de pymes y pequeños negocios. Es importante que atraviesen su propio proceso de cambio para poder ser competitivas en el mercado y sobrevivir a las nuevas necesidades y exigencias.

La mejor forma de hacerlo es tomando como inspiración los casos de aquellas que ya lo lograron. A continuación puedes ver algunos ejemplos de transformación digital en empresas.

Lego

Esta compañía decidió digitalizar su proceso de fidelización de clientes a través de una plataforma de crowdsourcing.

Se llamó Lego Ideas y se utiliza con el fin de obtener feedback del cliente y hacerlo partícipe del lanzamiento de nuevos productos.

Mediante esta plataforma los consumidores pueden aportar sus ideas y sugerencias a la compañía y las más valoradas son puestas en marcha. Las que al final se hagan realidad recibirán un 1% de la facturación procedentes de su venta.

BMW

Otro de los modelos de negocio de transformación digital viene de la mano de esta marca alemana. En este caso se han centrado en abrir una nueva línea de ingresos a través de la aplicación DriveNow.

Se trata de un servicio de alquiler de coche que ya está disponible en países como Alemania, Austria, Bélgica, Reino Unido, Dinamarca, Italia, Finlandia, Portugal y Hungría.

Para hacer uso del mismo solo hay que descargarse la aplicación, registrarse y localizar el vehículo más cercano para alquilarlo. Al terminar el trayecto tendrás que devolverlo en los lugares habilitados y hacer el pago que corresponda.

Nike

La transformación digital de Nike ha estado focalizada en la cadena de suministro de la empresa.

Ha reforzado su capacidad de análisis de datos, las acciones llevadas a cabo en el comercio electrónico, ha creado campañas de marketing digital más potentes y con ello consiguió aumentar sus ventas.

Todo lo anterior llevó a la compañía a mejorar sus tiendas, abrirse paso a la afiliación y a mejorar la experiencia de usuario en el entorno digital.

Conclusiones sobre la transformación digital

Lo has podido apreciar durante todo el post, pero con estos ejemplos finales se hace más evidente la necesidad de llevar a cabo este proceso y los beneficios que la transformación digital deja en una empresa.

El mercado no es algo estático. Está sujeto a cambios constantes y si las empresas no son capaces de adaptarse a ellos, probablemente su supervivencia penda de un hilo.

En la actualidad, el cambio más urgente es la digitalización. Y empezar a abordarlo supone obtener ventajas frente a la competencia y garantías de posicionamiento.

Es por eso, que te animo a no procrastinar y contar con la ayuda de una consultoría estratégica de transformación digital para llegar lejos sin perder tiempo ni dinero por el camino.

Sé eficiente con la gestión de tus recursos e invierte en asuntos que te ofrezcan seguridad y un ROI positivo. Y sobre todo prosperidad para tu negocio.